¿No todos iguales ante la divulgación?: A saltar, pero con la pileta llena

por Victoria Mendizábal para BioForum

photo credit:  via photopin (license)

photo credit: via photopin (license)

Y sí. Lo admito. No fui del todo sincera cuando te dije que cualquier científico es capaz de comunicar lo que hace en su laboratorio con igual facilidad.

Lo siento. Tenía que ser un poco provocativa si de verdad quería llamar tu atención.

Por eso, empecé diciéndote que no hace falta ser Sagan, Cousteau, Paenza o Golombek para poder comunicar de manera clara, efectiva y amena tus experimentos. Aunque no te estaba mintiendo, omití decirte que hay que tener un mínimo talento natural y un entrenamiento básico en habilidades de comunicación para no hacer papelones.

Sigue leyendo

Anuncios

Comunicar, la quintaesencia de la actividad científica

por Victoria Mendizábal para BioForum

photo credit: Peer Review via photopin (license)

photo credit: Peer Review via photopin (license)

Comunicar es una parte fundamental del quehacer científico. Cualquier investigador sabe muy bien que preparar una presentación para un seminario interno, un poster para un congreso o escribir un paper, son pasos indispensables para que aquello que ha hecho en el laboratorio, se convierta en “Ciencia”.

La ciencia es una práctica tan particular que, si nos hacemos las preguntas correctas, es capaz de darnos respuestas concretas,  “certeras” y reproducibles en cualquier laboratorio que se precie, siempre y cuando se sigan los pasos adecuados. De hecho, la reproducibilidad de los resultados de la investigación es una característica distintiva de cualquier resultado con pretensiones de científico. Un resultado que sólo es reproducible si se explica, paso a paso, cómo se ha arribado a él.

Hacer un experimento no se limita a preparar soluciones, correr un gel, tratar células y animales con diversas drogas o realizar medidas con aparatos de alta tecnología. Todo científico está obligado a elaborar un informe escrito de las actividades que desarrolla cada día en su laboratorio y de los resultados obtenidos.

Sigue leyendo

Tres buenas razones para salir del laboratorio y contaminarse con un poco de público

por Victoria Mendizábal para BioForum

Indignats / Indignados / Indignés

Hace un par de semanas, intenté convencerte de que no hace falta ser Sagan o Cousteau para comunicar la ciencia de manera clara, efectiva y por qué no, amena. Que cualquier científico debería poder comunicar lo que hace en su laboratorio a la sociedad, así como puede explicar a sus colegas cómo hizo cualquiera de sus experimentos.

No sé si lo habré logrado, pero a partir de esta primera provocación se armó un lindo debate en las redes sociales. Y claro, ¡ahora voy por más!

Debo reconocer que de todos los comentarios que leí en Twitter, Facebook, Linkedin y en el propio blog de Bioforum, hay dos que me tocaron particularmente. Si como decían por ahí, sólo hay comunicación cuando hay emoción, es claro que los mensajes me llegaron: uno por lo provocativo y el otro porque en 140 caracteres me explica a mí misma en mi decisión de colgar los guantes y pasar del otro lado del mostrador.

Sigue leyendo

Científico-divulgador: ¿se nace o se hace?

por Victoria Mendizábal para BioForum

Albert EinsteinDesde aquel primer gran divulgador de la historia encarnado en Galileo Galilei, hasta personajes más recientes como Carl Sagan o Jacques Cousteau, cuando pensamos en los científicos que promueven el diálogo con el gran público, seguramente advertimos en ellos su profunda vocación por comunicar aquello sobre lo que investigan.

Sin duda, la influencia de estos personajes icónicos de la infancia de cualquiera que creció entre finales de los 70 y principios de los 80, ha sido -en muchos casos- decisiva a la hora de elegir una vocación científica.

¿Quién no se planteó seriamente alguna vez estudiar Biología Marina, cautivado por las extraordinarias dotes de Cousteau para enseñarnos todo acerca del mar, o no soñó con dedicarse a la Astronomía o la Astrofísica mientras seguía, capítulo a capítulo, las aventuras que nos presentaba Sagan en su mítico Cosmos?

Sigue leyendo